16.1.11

La importancia de cuestionarse a sí mismo



Si hay algo que no suelo y no se debería tolerar en las personas, es la cobardía y el excusarse en los demás en vez de cuestionarse a sí mismo por la toma de sus decisiones.

Desde que tienes consciencia y te empiezas a hacer mayor, una persona común empieza a tomar sus propias decisiones que harán que construya su propia vida y su propio camino.

Desde que eres joven hasta que haces mayor, decides muchas cosas importantes en tu vida

¿ Hacerlo con o sin condón ?
¿ Estudiar o no estudiar ?
¿ Ahorrar o gastármelo todo?
¿ Arriesgarme o no arriesgarme ?
¿ Perfeccionarme en mi profesión o no perfeccionarme ?
¿ Tener hijos sin tener una estabilidad o no tener hijos ?

Según las decisiones que hayas tomado, tu vida será una u otra.. pero será la vida que tú habrás elegido dado que fueron las decisiones que decidistes en algún momento de tu vida.

Sin embargo, algunas personas no se dan cuenta de que por suerte nacen siendo LIBRES y que no están obligados a nada, ni a hipotecarse por 40 años de su vida siquiera, pueden vivir como les plazca sin tener que estar atadas a nada ni a nadie de por vida.

Por suerte, en Europa vivimos en un mundo desarrollado con millones de empresas donde no existen los límites a la hora de escalar laboralmente ¡ El único límite te lo impones tu mismo !

Sin embargo, hoy en día aún me cuesta creer como algunas personas creen que siempre los culpables de todos sus males son siempre los demás y no el mismo (su empresa, su jefe, el gobierno etc.. ) llegando a escuchar casos donde personas se quejaban de que x empresa las tenían explotadas, pero que sin embargo estuvieron trabajando allí mismo 20 años.

Al escuchar estos relatos no me lo podía creer, yo mismo me cuestionaría.

¿ Que coño hago yo en esta empresa 20 años si me están explotando ?
¿ No puedo encontrar nada mejor habiendo millones de empresas en Europa ?
¿ Debo mejorar mis conocimientos para optar a algo mejor ?
¿ Qué tengo que hacer para salir de esta situación ?

Todas estas preguntas se las podría hacer una persona común con dos dedos de frente, pero hay muchas personas que no les da para eso y que para ellos lo más fácil es echarle la culpa al gobierno, su empresa, su jefe y a todo el mundo que esté alrededor tuyo menos a el mismo de su situación actual.

La excusa tampoco son los hijos, dado que una persona también se puede tomar el tiempo de buscar una mejor situación laboral y de mejorar sus conocimientos aunque tenga hijos, también hay que ser valiente para enfrentar las decisiones que has ido tomando en tu vida y para sacar una única conclusión.

El único culpable de tu vida eres tú mismo, también el único que le puede dar la vuelta.